Odontopediatría

¿Cómo se tratan las caries en los niños?
Inicialmente, habrá de distinguirse si se trata de dentición primaria o permanente ya que, en función de la patología que presente el diente, el tratamiento podrá ser diferente dependiendo de la dentición de que se trate.

Si la lesión llega al nervio y estamos ante dientes temporales se realiza una pulpotomía o tratamiento del nervio que nada tiene que ver con las endodoncias realizadas en dientes definitivos. Si la caries no afecta al tejido nervioso del diente, se obtura mediante una pasta (el empaste).

Cuando la caries ha provocado un agujero grande en el diente se aplican unas coronitas metálicas, poco estéticas pero muy prácticas. Su finalidad es actuar como mantenedor de espacio a la vez que facilita que el niño pueda masticar bien. Ante esto, poco nos tendría que importar que sea un tratamiento poco estético ya que es muy eficaz y no supone que el diente permanente que erupcionará más tarde salga con problemas. La mayoría de los tratamientos de ortodoncia que se realizan en la actualidad son generados por perdidas de espacio en dentición temporal.

Sólo se extrae el diente cuando no hay más remedio; es decir, cuando la infección obliga a su extracción porque se han destruido las raíces del diente y éste es inviable. En estos casos, siempre hay que instalar un mantenedor de espacio para evitar que se pierda el espacio necesario para la correcta ubicación del diente permanente.

¿Qué hábitos la provocan?

El principal amigo de las caries es la falta de una higiene correcta. Para su aparición tiene que haber un medio oral ácido, y todo aquello que pueda provocar un pH ácido es potencialmente peligroso. Por ejemplo, las chuches, los caramelos, las bebidas refrescantes, las bebidas de cola, los zumos con azúcares añadidos, etc…; pero incluso, el pan, la bollería y la pasta que, en definitiva, son harinas y en su metabolización se producen azúcares que, al descomponerse, producirán ácido.

La dieta ha de ser, por lo tanto, muy variada huyendo de los abusos y de las comidas monotema (niños que solo comen pizza o macarrones, por ejemplo). La fruta, de hecho, es muy buena porque tiene fibra, que actúa limpiando. Comerse una manzana es lo más saludable para los dientes tanto de los pequeños como de los mayores.

¡¡PROHIBIDO!!

  • No ha de dormir con el biberon con liquidos que contengan ázucar.
  • No se le ha de dar el chupete untado en miel ni ázucar.
  • No se le han de dar zumos azucarados como sustitutos del agua.

¿Cúando iniciar el cepillado de los dientes?

Hasta el primer año de edad, basta limpiar los dientes con una pequeña gasa humedecida, a partir de los dos años es mejor comenzar a cepillar los dientes de tu hijo con una pasta dentífrica con flúor y un cepillo de cerdas suaves, en cuando éstos nazcan ya que la placa empiza a formarse en cuanto los dientes tienen superficie para que ésta se desarrolle.

¿Cómo debo cepillar los dientes de mi hijo?

Aunque al principio no consiga hacer una buena limpieza de sus dientes, es muy importante que el niño se habitúe a tener el cepillo de dientes y la pasta en su boca.

Te lo contamos en 4 pasos:

  1.  Usar un cepillo de cerdas suaves y cabezal pequeño, utilizando una cantidad de pasta de dientes con flúor para niños del tamaño de un guisante.
  2.  Sienta a tu hijo en tu regazo mientras le cepillas los dientes.
  3. Inclínale un poco la cabeza y limpia cada diente con un suave movimiento circular, asegurándote de que limpias todas las superficies de sus dientes y la línea de las encías.
  4. Después de cepillarse, anima al niño a que escupa, pero no a enjuagarse. De este modo el flúor continuará protegiendo sus dientes.

La fluoración, bajo control del odontopediatra, es uno de los remedios más eficaces para luchar contra la caries. El esmalte se puede reforzar y remineralizar mediante la aplicación de fluór. El flúor reacciona con los cristales de hidroxiapatita del esmalte y los convierte en cristales de flúorapatita que son mucho más resistentes a la acción de los ácidos. Segúnla OMS, reduce la incidencia de caries hasta en un 50%.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies